1 agosto, 2019

Cómo diferenciar una intolerancia alimentaria de una alergia o intoxicación

Diferenciar una intolerancia alimentaria de una alergia o intoxicación no es nada sencillo, ya que en el caso de las intolerancias, los síntomas no son evidentes. A su vez algunos alimentos pueden provocar reacciones adversas, que no son consideradas alergias.   

  • DATO –  Aproximadamente el 10% de la población padece alergias alimenticias. 

Debido a este tipo de problemas, que causan las intolerancias alimentarias y las alergias, la mejor y más efectiva fórmula para poder saber qué es lo que tenemos es realizar un análisis clínico, para poder hacer un diagnóstico preciso.  

Los laboratorios Eurofins LGS Megalab, ofrecen una variedad de test para poder llegar a una conclusión y diferenciar entre una intolerancia alimentaria de una alergia o intoxicación. Veamos antes, con más exactitud lo que es una alergia y una intolerancia.  

Acepto la Política de Privacidad y Protección de Datos que he podido leer aquí

Las alergias alimentarias 

 

La alergia tiene lugar cuando el cuerpo identifica como algo extraño a una sustancia que, en principio, es inofensiva.   

Una alergia alimentaria, por ejemplo, se produce en el momento en el que empezamos a sentir malestar a través del sistema inmunológico. Que en un principio, se presenta como una sustancia inocua y las defensa del cuerpo reacciona como si fuera una amenaza (un alérgeno, alimentario en este caso). 

En estos caso, interviene el sistema inmunitario, que es el que genera malestar y en casos de más gravedad síntomas más severos y peligrosos para la vida del paciente. Entre los síntomas que provoca una alergia se encuentran: 

  • Producción de histamina y otras sustancias con acción inflamatoria. 
  • Molestias cutáneas y digestivas: picazón en la piel y sarpullidos. Dolores, vómitos o diarrea, entre otros. 
  • Reacción anafiláctica que provoca la inflamación de las vías respiratorias. Pudiendo provocar la asfixia y poner en serio riesgo la vida de la persona que lo padece.

Debido a la peligrosidad de la alergia, está expresamente indicado por ley, que se diagnostique adecuadamente y que se cumpla la normativa con respecto a los alimentos.  

  • REAL DECRETO 123/2015  Según esta normativa, se deben declarar la presencia de alguno de los 14 alérgenos presentes en los alimentos que consumimos.  

 Entre los alimentos que provocan más reacciones alérgicas se encuentran los cacahuetes, el pescado, las ostras, el trigo, la leche, los huevos y la soja.  

Ser alérgico a un alimento es una condición poco común, sin embargo, es muy conocida debido a que se suelen intercambiar los términos de alergia e intolerancia e incluso se usan indistintamente. 

 

Las intolerancias alimentarias 

 

Las intolerancias, a diferencia de las alergias, ocurren cuando el organismo es no es capaz de digerir correctamente algún componente de un alimento.   

  • Ejemplo común – la intolerancia a la lactosa 

Por lo tanto, a diferencia de las alergias una intolerancia, no supone un peligro para la vida de una persona. Pero sí puede provocar que la persona se encuentre mal y que los síntomas afecten, no solo a su sistema digestivo, si no, a su estado psicológico también.  

Además, como ya indicamos al inicio, debido a que la intolerancia a algunos alimentos puede no resultar clara desde el principio, su diagnóstico puede llevar algo de tiempo. A su vez este tipo de patologías no tiene una razón exacta por la que se producen. Aunque, sí se sabe que hay factores vinculados a su desarrollo, algunos de estos son:  

  • Factores genéticos. 
  • Consumo excesivo de alimentos refinados. 
  • Una dieta baja en fibra. 
  • Una dieta rica en grasa.

Hablando en términos generales, existen dos clases de intolerancias, la enfermedad celíaca y la intolerancia a la lactosa. Ambas se pueden detectar precozmente a través de un análisis de sangre, que puedes adquirir en Eurofins LGS Megalab, a través de su tienda online con un 10% de descuento 

 

Celiaquía e Intolerancia a la lactosa 

 

Otros análisis clínicos en los laboratorios de Eurofins LGS Megalab que ayudan a diferenciar entre una intolerancia alimentaria de una alergia o intoxicación, es el Análisis de Intolerancia al Gluten o el Análisis de Intolerancia a la Lactosa. 

 

Los análisis clínicos claves para cuidar tu salud digestiva en Canarias 

  

Para tener un buen estado de salud y un funcionamiento adecuado del sistema digestivo es importante que los microorganismos que viven en nuestro intestino estén en una cantidad, proporción y equilibrio adecuado. 

Una alteración puede provocar lo que conocemos como disbiosis intestinal, además de intolerancias alimentarias, inflamación intestinal, malas digestiones, flatulencias…   

El estudio de Disbiosis intestinal que realizan en Eurofins LGS Megalab permite conocer el estado de la microbiota y mejorar la calidad de vida de personas con alteraciones digestivas.   

Para analizar el estado cualitativo y cuantitativo de la microbiota de nuestro sistema digestivo, se realiza un estudio en heces que analiza:  

  • la microbiota protectora  
  • inmunomoduladora  
  • muconutritiva  
  • proteolítica 
  • el valor de pH de las heces   
  • número total de microorganismos  

Haciendo uso de estas pruebas mejorarás tu calidad de vida. Encuentra tu centro Eurofins LGS Megalab más cercano y no esperes más. Disponemos de más de 40 centros en todas las islas del Archipiélago.

Acepto la Política de Privacidad y Protección de Datos que he podido leer aquí

Actualidad, Noticias , ,