7 septiembre, 2016

La incidencia de ETS crece tras el verano

Los expertos alertan de que las Enfermedades de Transmisión Sexual (ETS) suelen experimentar un repunte tras la época estival del verano. El relajamiento de las medidas de prevención es normalmente el responsable de que esto ocurra. Los laboratorios González Santiago (LGS-Análisis) cuentan con la tecnología más puntera para detectar los 9 tipos de patógenos causantes de ETS más frecuentes.

La Red Nacional de Vigilancia Epidemiológica ha detectado un incremento de los casos de las enfermedades de transmisión sexual (ETS) en España y más concretamente, en Canarias, en los últimos años. Este organismo público alerta del aumento de enfermedades como la sífilis, la gonorrea o la chlamydia. Muchas de estas patologías cursan sin síntomas, por lo que la única forma de saber si las padecemos es realizarnos una prueba para detectarlas. Además, el tratamiento precoz permite su cura, o en el peor de los casos, detener el deterioro del organismo debido a su acción.

Cualquier relación sexual sin la debida protección puede desencadenar un contagio, por lo que conviene someterse a las pruebas de detección necesarias para así evitar preocupaciones innecesarias y nuevos contagios. Pero si no has tomado estas medidas y sospechas que puedes haberte contagiado lo mejor es “no comerte la cabeza” y someterte a una prueba analítica que despeje cualquier duda. LGS-Análisis desarrolló tras los Carnavales una campaña que llevó precisamente este lema. Con ello se pretendía concienciar y detectar precozmente

Llamada de atención

En determinadas fechas como carnavales y verano, se relaja la prevención. Por ello, LGS-Análisis pretende reactivar esta llamada de atención a la ciudadanía e insistir en que siempre es mejor salir de dudas para poder poner remedio al problema. Nuestros laboratorios han desarrollado un perfil diseñado para diagnosticar las enfermedades de transmisión sexual más frecuentes con la tecnología más avanzada, utilizando técnicas de Biología Molecular, que son las más adecuadas y fiables en estos casos. Los patógenos que es capaz de detectar son: Chlamydia trachomatis, Neisseria gonorrhoeae (Gonorrea), Mycoplasma hominis, Mycoplasma genitalium, Ureaplasma parvum, Ureaplasma urealyticum, Trichomonas vaginalis, VIH (SIDA) y RPR (Sífilis).

Actualidad, Noticias