PRUEBA ESPECÍFICA

Intolerancia a la lactosa

Intolerancia a la lactosa

¿Al tomar el café con leche cada mañana o un yogurt sientes que tu estómago está hinchado, tienes dolor abdominal, diarrea o gases? Estos son síntomas claros de una intolerancia a la lactosa, un trastorno digestivo que si no es detectado a tiempo puede ocasionar problemas de salud graves pasado el tiempo. 

En nuestro laboratorio realizamos una prueba específica de intolerancia a la lactosa. Conociendo si eres intolerante podrás eliminarla de la dieta y sentirte más cómodo cada día.

PIDE CITACOMPRAR

¿En qué consiste?

Extracción de sangre

Estudio de intolerancia a la lactosa

Personal especializado

Informe final con los resultados

10% de descuento en tienda online

Más de 40 laboratorios clínicos

¡Aprovecha la promoción!

¡Aprovecha la promoción!

Más Información

¿Cómo se realiza el test?

  • Se comienza con una extracción de sangre para medir la cantidad de glucosa inicial. El siguiente paso es suministrar 100 gramos de lactosa en una solución con agua.  
  • Se vuelve a extraer sangre en tres ocasiones más. Una tras 30 minutos, otra a la hora y, por último, a las dos horas de haber ingerido la lactosa.  

Si la cantidad de glucosa en sangre se mantiene en 30mg por decilitros tras dos horas el paciente no es intolerancia a la lactosa. Sin embargo, cuando la cantidad es inferior a 20mg por decilitro el diagnóstico confirma la intolerancia.

¿Por qué se produce intolerancia a la lactosa?

Un 70% de las personas en todo el mundo son intolerantes a la lactosa, que se caracteriza por la falta de capacidad que tiene el organismo de digerir cantidades normales de lactosa.  

La lactosa es un azúcar que se encuentra tanto en la leche como productos lácteos y que para ser digerida por el organismo es necesario que actué una enzima llamada lactasa. Cuando el intestino delgado no produce suficiente lactasa es cuando aparece la intolerancia a la lactosa.

Los síntomas más frecuentes

Tras la ingesta de leche estos son los síntomas que se presentan con más frecuencia: 

  • Flatulencias 
  • Hinchazón 
  • Dolor abdominal 
  • Diarrea

Evitar el consumo de lácteos

Al llegar a la edad adulta no se recomienda eliminar el consumo de leche y lácteos ya que aportan calcio. Para que una persona adulta tenga una salud ósea adecuada es necesario que ingiera entre 1000-15000mg de calcio diario.  

Cuando aparecen molestias por el consumo de estos productos se debe eliminar de la dieta y sustituirlos por lácteos tolerados y consumirlos dentro de una dieta equilibrada y variada.  

¿QUIERES MÁS INFORMACIÓN?

Llámanos: 922 533 680 / 928 232 947
o rellena el formulario:

Deseo recibir información sobre las novedades y promociones de EUROFINS LGS MEGALAB Análisis Clínicos S.L.U.